miércoles, 18 de marzo de 2009

Filled Under:

Chiste: Secreto de Confesion

9:57

Un borracho entra en una iglesia, abre la puerta del confesionario, se sienta dentro y se queda ahí quieto. El cura, que lo ha visto entrar, tose para llamar su atención, pero el borracho ni caso. Así que enfadado, se pone a petar con el puño en la puerta hasta que desde dentro se oye:
-Ni te molestes...tampoco hay papel en este.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario ;)